Caja x 6 bot - 750 ml c/u  

La idea de formar una sociedad entre Domaines Barons de Rothschild (Lafite) y la familia Catena nació en 1999. El entusiasmo inicial se convirtió rápidamente en un plan concreto para producir un vino que combinara la culturas francesa y argentina y las dos uvas de cada productor: Cabernet Sauvignon y Malbec. A partir de la amistad entre el Barón Eric de Rothschild y el Dr. Nicolás Catena Zapata, nace la idea de darle vida a esta bodega con un perfil único, que une la trayectoria vitivinícola de Francia con el conocimiento enólogico Argentino, y así, logran concebir uno de los vinos más distinguidos y premiado de toda la región: CARO.

El Barón Eric de Rothschild, propietario de Chateau Lafite en Burdeos, es socio en Argentina de Nicolás Catena.  Juntos dieron vida a bodegas CARO. Elaboran con Malbec y Cabernet Sauvignon, un tinto de estilo francés para la argentina y argentino para los franceses. Petit CARO: balsámico, con trazos de tomillo y laurel, fruta negra y roja, con alguna pincelada de pimienta. Simplemente elegancia embotellada.

 

 

 

Petit CARO 6x750ml

$39.600,00 $25.740,00
Petit CARO 6x750ml $25.740,00

Caja x 6 bot - 750 ml c/u  

La idea de formar una sociedad entre Domaines Barons de Rothschild (Lafite) y la familia Catena nació en 1999. El entusiasmo inicial se convirtió rápidamente en un plan concreto para producir un vino que combinara la culturas francesa y argentina y las dos uvas de cada productor: Cabernet Sauvignon y Malbec. A partir de la amistad entre el Barón Eric de Rothschild y el Dr. Nicolás Catena Zapata, nace la idea de darle vida a esta bodega con un perfil único, que une la trayectoria vitivinícola de Francia con el conocimiento enólogico Argentino, y así, logran concebir uno de los vinos más distinguidos y premiado de toda la región: CARO.

El Barón Eric de Rothschild, propietario de Chateau Lafite en Burdeos, es socio en Argentina de Nicolás Catena.  Juntos dieron vida a bodegas CARO. Elaboran con Malbec y Cabernet Sauvignon, un tinto de estilo francés para la argentina y argentino para los franceses. Petit CARO: balsámico, con trazos de tomillo y laurel, fruta negra y roja, con alguna pincelada de pimienta. Simplemente elegancia embotellada.